Errores de diseño que pueden destruir a tu tienda online

Errores de diseño que pueden destruir a tu tienda online

Thomas Peters, escritor y experto en el área de la gestión empresarial, dijo: «El error más tonto es ver al diseño como algo que puedes hacer al final del proceso, para ordenar un desastre, cuando en realidad se debe entender desde el primer día y formar parte de un todo». Por eso, un buen diseño de tienda online es la base para que cualquier proyecto de comercio electrónico salga bien y, asimismo, pueda alcanzar el éxito esperado.

Algunos errores comunes que se cometen en el área del e-commerce son lo suficientemente relevantes como para llevar un negocio al fracaso. Y la mejor manera de evitarlos es conocerlos, ya que de este modo no estarás sujeto a pérdidas económicas que reduzcan el margen de beneficios o incluso consuman el capital invertido. En el mismo orden de ideas, no investigar primero el tema o no hacer un estudio de mercado exhaustivo antes de comenzar suele ser la causa inicial del descalabro.

No pienses que se trata de una alternativa sencilla o que únicamente debes dejarte guiar por tu intuición. La planificación es fundamental para evitar los problemas en cualquier tipo de negocios, incluidas las tiendas online. Además, la alta competitividad de hoy día te obliga a dar lo mejor de ti mismo, hacer un gran esfuerzo e invertir muchas horas de trabajo. Por suerte, no tienes que hacerlo solo, en virtud de que contarás con nuestros conocimientos y experiencia.

Errores que no puedes cometer en el diseño de tu tienda online
“Sucederán cosas asombrosas cuando escuches al consumidor”. Jonathan Midenhall.

Errores que no puedes cometer en el diseño de tu tienda online

Algunos errores incluyen el uso de colores y tipografías desagradables o inadecuadas para el tipo de negocio, tiempo de carga muy lento, mala visualización en equipos móviles, etc. Adicionalmente, si no caes en los siguientes fallos, las probabilidades de expansión y desarrollo de tu emprendimiento serán más elevadas:

  • Imágenes inapropiadas de los productos. Recuerda que el comprador no puede manipular los artículos, observarlos ni leer la información de las etiquetas como lo haría en un local comercial y, por tanto, las fotos que publiques deben suministrar todos los datos que le permitan al usuario tomar la decisión.

Usa suficientes imágenes propias y asegúrate de que sean de buena calidad. También las fotos deben ser grandes como para poder apreciar los detalles; así, 1024×768 píxeles sería adecuado para cualquier dispositivo, fijo o móvil.

  • Ambigüedad en las llamadas de acción. Recuerda que tu objetivo es realizar ventas. Si no colocas CTA (Call to Actions) o estas no indican con claridad lo que el usuario debe hacer para proceder con la compra, es probable que pierdas muchas buenas oportunidades. Por ende, los botones interactivos bien identificados o con textos creativos necesitan estar presentes en todas las páginas de productos.
  • No exponer la propuesta de valor de tu negocio.Tu tienda virtual debe mostrar con intencionalidad que tus productos y servicios son los mejores del mercado. Indica a los usuarios, brevemente, por qué es mejor comprarte a ti que a tus competidores. Háblales de beneficios y ventajas, ofrece solución a sus problemas y respuesta a sus inquietudes. Asimismo, presta atención a las reseñas y comenta cada una de ellas.
  • Ausencia de datos. En la actualidad, un alto porcentaje del mercado realiza sus compras por Internet. Esto significa que la gente ya está familiarizada con las estructuras e información que los dueños de negocio suelen suministrar. No colocar las páginas de «Quiénes Somos» o el «Formulario de Contacto», por ejemplo, puede perjudicarte, dado que gracias a ellas los compradores potenciales sienten que la empresa es fiable, seria y responsable.
  • Procesos vagos y confusos. Si la persona encuentra muchas trabas o imprecisiones a la hora de registrarse o de pagar, es probable que decida probar suerte en otro lado. Por tanto, diseñar sistemas fáciles de entender y sencillos de usar debe ser prioritario.
triunfando en el e-commerce
“En el ecommerce, sus precios tienen que ser mejores porque el consumidor tiene que dar un salto de fe en su producto”. Ashton Kutcher.

Si quieres tener una buena tasa de conversiones no solicites más datos de los que vayas a utilizar ni prepares un formulario extenso. Tampoco olvides colocar ayudas visuales claras para que el comprador sepa dónde debe presionar a la hora de cerrar el proceso de compra.

Un aspecto importante a tener en cuenta es que, si bien muchos negocios están triunfando en el e-commerce debido a lo que la pandemia del coronavirus nos ha obligado a vivir, esto no significa que las tiendas virtuales funcionen bien de manera automática. La verdad es que si quieres ahorrar dinero, tiempo y esfuerzo debes dejar su diseño en manos profesionales. ¡Te esperamos en Sucursal Virtual para acometer juntos tu proyecto!